La rehabilitación domiciliaria tras una cirugía de prótesis de cadera o rodilla, parte de la clave del éxito

Nuevo servicio del Centro de Fisioterapia Lucía Villafañe: rehabilitación domiciliaria para prótesis de cadera y rodilla

 

El Centro de Fisioterapia Lucía Villafañe inaugura su nuevo servicio de atención domiciliaria para pacientes en las primeras fases del tratamiento rehabilitador tras cirugía de prótesis de cadera y rodilla.
Comprobado el aumento en las garantías de éxito y adherencia al tratamiento del paciente tras la cirugía de prótesis de cadera y rodilla, el Centro de Fisioterapia Lucía Villafañe pasa a ofertar entre su cartera de servicios, la fisioterapia rehabilitadora a domicilio en el barrio de El Viso e Hispanoamérica.

Son muchos los estudios y la propia práctica clínica, los que avalan la importancia del tratamiento domiciliario precoz en pacientes que se han sometido a una cirugía de prótesis de cadera y rodilla.

El objetivo principal de la rehabilitación domiciliaria después de una operación de prótesis de cadera o rodilla será recuperar la funcionalidad, es decir, un correcto patrón de marcha.
Pero lógicamente, serán varios los factores que haya que trabajar antes para conseguir este patrón de marcha.
Los más relevantes serán:

  • lucha contra el edema: imprescindible realizar un drenaje linfático, aplicación de hielo, utilizar medidas compresoras, colocar el miembro inferior afecto en declive, etc. para aliviar la congestión postquirúrgica.
  • conservación y ganancia de la movilidad articular: en una primera fase, con movimientos pasivos (el fisioterapeuta), rápidamente, activos asistidos (fisio y paciente), seguidamente, activos (solo el paciente) y en una última fase, resistidos (con carga externa o su propio peso).
  • lucha contra el dolor: además de los analgésicos pautados por el médico, desde la fisioterapia podemos utilizar el TENS y otras corrientes analgésicas, técnicas de gestión del dolor, vendajes que favorezcan la analgesia. etc.
  • fortalecimiento muscular: desde el primer día tras la operación, al paciente se le pautarán ejercicios isométricos para evitar la pérdida excesiva de tono muscular y se irá incrementando la carga e intensidad progresivamente, en función de la evolución, para ir ganando en el fortalecimiento del miembro operado, de la cintura pélvica y de la masa común.
  • eliminación de adherencias en la cicatriz: tras la retirada de las grapas y a lo largo de los dos siguiente años, es importante garantizar que la cicatriz no presenta adherencias. Para ello, se le enseña al paciente el masaje en Z y cómo abordar la cicatriz para su trabajo. La Inducción Miofascial es una de las herramientas más útiles para el trabajo de cicatrices.
  • elasticidad muscular: a nivel muscular, no basta con fortalecer, es necesario que el músculo tenga un tono correcto y una calidad óptima. Para ello, los planes de fortalecimiento necesitan llevar asociados una tabla de estiramientos.
  • trabajo de la propiocepción: igualmente, además de buen tono y buena calidad, el músculo y resto de estructuras (articulaciones, ligamentos, tendones, etc.) necesitan estar “finas”, saber cuándo, cómo, con cuánta intensidad entrar a trabajar. Esto se consigue trabajando la propiocepción y la interocepción, es decir, los mecanismos que tiene el cuerpo para ajustar, integrar y responder al entorno: terreno irregular, bajada de un bordillo, arranque de carrera para coger el autobús, traspiés,…

Con estos objetivos claros, el plan de rehabilitación domiciliaria consistirán en acompañar y guiar al paciente en las diferentes fases, resolviendo dudas y pequeños inconvenientes que vayan surgiendo a lo largo de la evolución.

Habitualmente, el plan de rehabilitación consiste en:

  • sesiones cortas pero frecuentes: diarias o a días alternos
  • pauta de ejercicios domiciliarios para hacer 3 veces/día (incluida la sesión de fisioterapia)
  • deambulación precoz
  • evitar el dolor como premisa de la rehabilitación

Será imprescindible además, un control médico por parte del cirujano, para valorar evolución y prescripción de medicación.

Es importante que la rehabilitación domiciliaria en cirugías de prótesis de cadera y rodilla sea constante y progresiva, para garantizar el éxito del tratamiento. Por ello, el Centro de Fisioterapia Lucía Villafañe incorpora a sus servicios la fisioterapia a domicilio para pacientes con prótesis de cadera y rodilla en el barrio de El Viso e Hispanoamérica, alrededores del Centro.